Saturday, February 20, 2010

Operación Bolivar


De indios y mexicanos contra ángeles y gringos


Matar ángeles puede parecer algo repugnante, y lo es...

Existe un lucrativo mercado basado en restos y despojos de los ángeles, desde bebidas alcohólicas, finos cortes de carne, materiales de alta tecnología hasta huesos triturados que sirven como droga.

Los norteamericanos están por poner en marcha la "Operación Bolivar" en la que buscan capturar la mayor cantidad posible de ángeles para procesarlos y obtener un gran ingreso de los productos obtenidos.


En esta novela gráfica la historia no es más que una excusa para dar un desfile de la más variada iconografía de méxico y otros lugares cercanos; íconos prehispánicos, grabados novohispanos, adaptaciones de arte renacentista y un estilo por demás irregular que hace lucir a la obra más como un collage(tal y como los hacía Rius, en aquellos días ya idos cuando era gracioso y trascendente); igual son recurrentes los traumas y complejos canónicos del mexicano, desde el sentimiento de pueblo conquistado y la opresión norteamericana, hasta la fijación con la madre y la indolencia en general.

Sin embargo, lo que sobra en arte carece en miga, ya que la obra en sí sólo parece como una larga muestra de viñetas que poco o nada más logra trasmitir que los ya añejos discursos políticos y motivacionales tan recurrentes en el país...

Aunque tal vez, y sólo tal vez, su imaginaria carga un significado aún incognoscible para nosotros...

Operación Bolivar, como un viaje en tren estando borracho.


Actualización


Luego de mucho discutir entre nosotros, llegamos a la conclusión de que en esta historia efectivamente tiene más complejo de víctima y derrotismo del que creíamos...
El arcángel: El presidente, capaz de entregar a sus hermanos a los extranjeros por un buen precio.
Los ángeles: Representan al mexicano común, alienado por las instituciones, en este caso representadas por la iglesia; siendo representados más como ganado fácilmente manipulables.
Los cazadores: Son los narcotraficantes, criminales organizados y grupos subversivos; aquellos que han decidido luchar contra el sistema para sobresalir, no importando así que tengan que sacrificar las vidas de algunos de la masa de fanáticos adoradores del cristo blanco.
Los indios: Los legítimos dueños del país, y quienes por derecho deberían desplazar a los "mal llamados mexicanos". Su cultura ha quedado sepultada bajo la imaginaria impuesta por el extraño enemigo que busca dominar y explotar los recursos de las tierras que no son suyas

2 comments:

Félix Showane said...

Este es uno de los mejores comics mexicanos, aunque algo rebuscado.

Boomshakalak said...

Este comic es para verse, no para leerse. Me impresionó visualmente pero la historia me pareció un cliché tras otro ensamblado torpemente.